Dos ingenieros de Chiguayante están trabajando desde hace dos años en el desarrollo de una materia prima sustentable, inspirada en la antigua fabricación de papiros. Se trata de Pasto Papel, una innovación que, procesando los desechos provenientes de la poda de césped de una cancha de fútbol en San Pedro de la Paz, ha logrado generar papel y cartón de alta resistencia, insumos base para fabricar bolsas, cajas de cartón para transporte, cajas de vino y hasta bandejas de huevo.

Esta es la primera empresa que trabaja en este tipo de material, bajo el concepto de dejar la menor huella posible una vez que el producto deja de cumplir su función. El proyecto recibió financiamiento de Corfo y planea desarrollar otro tipo de productos, como lápices y agendas, a la medida de las empresas e instituciones que los requieran.

Ingenieros chilenos desarrollan papel en base a pasto